logotipo mobile lateral
Desguace coches

Desguace: cómo funciona

Un desguace, o centro de reciclaje de vehículos, se encarga de la gestión de coches fuera de uso. El proceso comienza con la recepción del vehículo, que se somete a un inventario y verificación de documentación. Luego, se retiran líquidos peligrosos como aceite, combustible y refrigerantes. Posteriormente, el coche se desmantela, separando piezas reutilizables como motores, transmisiones y componentes eléctricos.  

Estas piezas se limpian, inspeccionan y clasifican para su venta. Los materiales no reutilizables, como plásticos y metales, se separan para reciclaje. Finalmente, el chasis y demás restos se trituran y se venden como chatarra. Este proceso promueve la economía circular, minimizando el impacto ambiental y ofreciendo piezas a bajo costo para los consumidores. 

Vender mi coche en un desguace 

¿No sabes dónde vender un coche de segunda mano? Empieza contactando con el desguace para una evaluación del vehículo, en el que se determina su valor según su estado y las piezas recuperables. Si se acepta la oferta, el desguace suele encargarse de recoger el coche sin gastos adicionales.  

Se completa la documentación necesaria para la baja del vehículo en el registro de automóviles. Una vez en el desguace, el coche se desmantela, reutilizando piezas útiles y reciclando materiales. Esta opción es beneficiosa para el propietario, quien recibe una compensación económica, y para el medio ambiente, al asegurar una gestión adecuada de residuos y materiales reciclables. 

Requisitos

Para vender un coche en un desguace, se deben cumplir ciertos requisitos y seguir algunos pasos. Aquí están los principales: 

  • Documentación del vehículo. Es necesario presentar la documentación completa del coche, incluyendo el permiso de circulación y la tarjeta de inspección técnica (ITV) en vigor. 
  • Documento de identidad. El propietario debe proporcionar un documento de identidad válido, como el DNI, NIE o pasaporte. 
  • Contrato de compraventa. Firmar un contrato de compraventa entre el propietario y el desguace, detallando las condiciones de la transacción. 
  • Baja en la DGT. El desguace se encargará de tramitar la baja definitiva del vehículo en la Dirección General de Tráfico (DGT), retirándolo del registro de vehículos. 
  • Estado del coche. Aunque no es un requisito estricto, es recomendable que el coche esté en condiciones accesibles para ser recogido y transportado por el desguace. Hay veces que también se pide el certificado de siniestralidad
  • Entrega del vehículo. Coordinar la entrega del coche al desguace, ya sea llevándolo personalmente o programando su recogida. 

Garantía

La garantía en los desguaces es un aspecto crucial para la confianza del cliente. Muchos desguaces ofrecen garantías en las piezas de repuesto que venden, asegurando su funcionalidad y calidad. Estas garantías pueden variar, pero suelen cubrir un período de tiempo específico, como 30, 60 o 90 días.  

Durante este tiempo, si la pieza falla o no funciona correctamente, el cliente puede devolverla o cambiarla. Algunas garantías también incluyen el reembolso del dinero. Es importante que los compradores revisen las condiciones antes de la compra, asegurándose de entender qué está cubierto y los procedimientos para reclamar. Ofrecer este método ayuda a los desguaces a destacarse en el mercado, proporcionando seguridad y tranquilidad a sus clientes. 

Ventajas económicas

Para los propietarios, vender un coche en un desguace proporciona una compensación monetaria por un vehículo viejo o dañado que de otro modo sería costoso de desechar.  Este dinero puede ser invertido en uno nuevo o uno de segunda mano.

Para los compradores, venden piezas de repuesto a precios mucho más bajos que las nuevas, haciendo más accesibles las reparaciones y mantenimientos de vehículos. Además, estos lugares contribuyen a la economía circular, reduciendo la necesidad de fabricar nuevas piezas y, por ende, disminuyendo costos de producción y recursos. Esto genera un ahorro considerable y promueve la sostenibilidad.